Ante el derby en el Tartiere del próximo domingo los que reiteradamente vejaron y/o traicionaron a los azules ya están agitando el mantra de la rivalidad sana pero el Real Oviedo exige, por encima de todo, justicia histórica.