Libres de las multas por prescripción. Los diez de “La Madreña” se benefician de la justicia burguesa que tanto denostan.