Don Felipe VI es ejemplar. Excelente discurso navideño del Rey: patriótico, realista y optimista.